10.4. Pancrudo. El Prau

Como ya han mencionado, el río Pancrudo atraviesa Las Lomas, dejando la localidad y la loma del Castillo a su derecha, y creando –en una pertinaz obra de miles de años, dale que dale- el barranco de Las Calderetas (pozicos excavados en el lecho del río),

El barranco Las Calderetas y el Pozo del Prau. O barranco Las Calderetas y o Pozo´l Prau

Las Calderetas y el Pozo del Prau. Las Calderetas y o Pozo´l Prau

abocando –por el correspondiente fozinico- en “el Pozo del Prau”, bella y gran balsa rodeada de hierbas y chopos cabeceros.

El Pozo del Prau desde otro ángulo. O Pozo´l Prau dend´autro angulo

Chopos en el Prau de Pancrudo. Choplos en El Prau de Pancrudo

Otra pareja de chopos en El Prau. Autra parella de choplos en El Prau

Os chopos, 40 años antes. Los primos Isidro y Migalánchel Martín en el Prau. El uno con la pelota y el otro haciendo el gaire. 1970.Os choplos, 40 añadas ta zaga. Os primos Isidro y Migalánchel Martín en el Prau. L´auno con o pilotón y l´autro fendo lo gaire. 1970

Los Tocayos llegan a este emblemático y encantador paraje pancrudino (a1 km. del pueblo por el mencionado camino) y se pasean por los alrededores, haciéndose un montón de fotos: al fozinico de Las Calderetas, a la parte de atrás de la loma del Castillo y a la “Cueva del Prau” –medio tapada por las zarzas- (donde se encontraron restos arqueológicos de un enterramiento Calcolítico-Eneolítico, fechado entre el 3.000-17.700 a.C.), al Pozo, los chopos…;

El barranco Las Calderetas desembocando el el Pozo del Prau. O barranco Las Calderetas abocando en o Pozo´l Prau

El fozinico Las Calderetas, el Pozo y el río Pancrudo continuando el camino. Lo fozinico Las Calderetas, lo Pozo y l´arriu Pancrudo continando camín

El humilde río Pancrudo continua camino hacia Alpeñés, después del Pozo del Prau. L´umil arriu Pancrudo contina camín ent´Alpeñés, dimpués d´o Pozo´l Prau

El río Pancrudo, entre chopos. L´arriu Pancrudo, entre choplos

M. Pérez en El Prau de Pancrudo. Migalánchel Pérez en el Prau de Pancrudo

cruzan el río por unas piedras que forman una pasarela colocadas de propio y rápidamente llegan a las “fuentes del Prau” ( con más o menos manantiales, dependiendo de las lluvias).

La parte de atrás del Castillo, la Cueva y el Pozo el Prau. La zaguera d´o tozal d´o Castiello, la Cueba y lo Pozo´l Prau

Las fuentes del Prau. Las fuens d´El Prau

El Pozo del Prau, enchopado. Lo Pozo´l Prau, enchoplau

M. Martín el el Prau de Pancrudo. Migalánchel Martín en el Prau de Pancrudo

La Cueva del Prau y, arriba, el Castillo. La Cueba´l Prau y, entalto, lo Castiello

Primer plano de Las Calderetas y el Pozo el Prau. Primer plan de Las Calderetas y lo Pozo´l Prau

M. Martín en el Pozo y... prau!! M. Martín en o Pozo y.... prau!!

Un poquico más adelante fotografían “El Arco del Campanario”, curiosa figura natural en los peñascos de esta vertiente Oeste de Las Lomas.

M. Pérez debajo del Campanario de Las Lomas. M. Pérez debaxo d´El Campanario de Las Lomas

Curiosos relieves en El Campanario de Las Lomas. Chocantes relieus en El Campanario de Las Lomas

El Arco del Campanario, en Las Lomas de Pancrudo. L´Arco del Campanario, en Las Lomas de Pancrudo

M. Martín debajo del Campanario de Las Lomas. M. Martín debaxo d´El Campanario de Las Lomas

Camino de Masatrigos, junto al Campanario de Las Lomas de Pancrudo. Camín de Masatrigos, chunto a lo Campanario de Las Lomas de Pancrudo

Después de un rato fisgándolo todo, vuelven a Pancrudo y se acercan al bar pues ya casi se ha hecho ya la hora de comer. Mientras les preparan la comida, se toman un tentempié con “el Bailón” y “el Zapatero” de Pancrudo, a los que M. Martín hacía unos cuantos años que no veía. En ese momento, nuestro Zerrigüeltaire se da cuenta de que se le ha olvidado hacerle foto al monolito del camino del Prau, hecho hace más de cincuenta años en recuerdo de un desgraciado suceso: la muerte por “chispa eléctrica” de un niño en 1.953; M. Martín conoce bastante este monolito desde niño y recuerda cómo se quedó paralizado la primera vez que leyó la dedicatoria. Así que, como ya se ha despistado, ahora ya no les da tiempo y …lo dejan estar.

Anuncios