7. Zaragoza. Breviario Histórico

EXCURSIÓN A UNA TORRE DEL PILAR Y AL BALCÓN DE LA SEDE DEL LIGALLO, EN ZARAGOZA, EL 1 DE ABRIL DE 1985

Al día siguiente -1de abril- M. Martín y M. Pérez, para terminar las fotos del carrete, hacen dos pequeñas excursiones en la ciudad de Zaragoza. La primera: subir a una de las torres de la basílica del Pilar, y la otra: al balcón de la sede del “Ligallo de Fablans de l’Aragonés”.

Vista de la Seo y torres del Pilar desde otra de las torres. Ambiesta de L´Aseo y torres d´o Pilar dende atra d´as suyas torres.

Zaragoza es la capital de la comunidad autónoma de Aragón. Situada a 200 metros –más o menos- sobre el nivel del mar y a orillas del Ebro. La población de Zaragoza tiene alrededor de 600.000 habitantes; las fiestas de Zaragoza están dedicadas a San Valero el 29 de enero, la fiesta de la Cincomarzada el 5 de marzo ,como es lógico, y el Pilar el 12 de octubre.

Zaragoza es una confluencia de caminos causada por la presencia de varios ríos que desembocan en el Ebro: el Gállego, la Huerva y, cerca, el Jalón. Estas circunstancias favorecen el establecimiento de algunos pueblos a lo largo de la historia.

Vista del casco viejo de Zaragoza en dos fotos desde una de las torres del Pilar. Ambiesta d´o bico biello de Zirigoza, con o torreyón d´a Zuda y a torre d´a ilesia de San Pablo dende una d´as torres d´o Pilar

Desde el siglo III a.C. se instalan los íberos de Salduie, de la tribu de los Sedetanos.

En los años 19 y 15 a.C. se funda la ciudad romana de Caesaraugusta por César Augusto, primer emperador romano, de la que es claramente heredera la actual Zaragoza.

En el año 472 empieza la etapa visigoda en Cesaracosta, cuando las tropas del rey visigodo Eurico toman la ciudad.

Los musulmanes se hacen con la ciudad pacíficamente la ciudad el 714; Saraqusta será la capital árabe de la Marca Superior de Al-Andalus, y la apellidan al-Bayda, que quiere decir La Blanca, porque decían que las murallas eran construidas con mármol blanco. El 1018 llega la capital del primer reino de taifas.

El rey Alfonso I de Aragón, el Batallador, conquista la ciudad para los cristianos el 1118, con la intervención de tropas de muchos sitios, pues se había organizado una Cruzada para conquistarla; los más numerosos eran aragoneses, navarros y gascones mandados por Gastón de Biarne que –en pago de la decisiva ayuda aportada- es nombrado “señor de Zaragoza”. En adelante, por su grandeza e importancia, se convertirá en la nueva y definitiva capital de Aragón.

En la segunda mitad del siglo XVI hay muchas revoluciones en el reino, denominadas “las alteraciones de Aragón”, que desembocarán en una gran crisis producida por Antonio Pérez, el secretario de Felipe II, que se refugia en Zaragoza al amparo del Justicia de Aragón, don Juan de Lanuza. Como resultado del enfrentamiento entre el monarca y las instituciones del reino, el Justicia es ajusticiado y con él mueren las libertades zaragozanas y aragonesas.

Anuncios