17. Barbastro

Barbastro (Antrotopónimo latino “Barbatius”, o bien del territorio “Barbotanum”; antes se llamaba “Midyar”) es una ciudad levantada a orillas del Vero y capital de la comarca del Somontano Barbastrense, se encuentra a 51 km. de Huesca y a 341 m. de altitud. Tiene 14.000 habitantes. Viven del comercio, la agricultura y los servicios.

Destaca el casco urbano en los alrededores de la Catedral, gótica del siglo XVI. Es impresionante por fuera y sobre todo por dentro, por su altar mayor renacentista de Damián Forment.

Vista de Barbastro y su catedral.

A los de Barbastro les dicen “nenes” y “os d’o Barranqué” y tienen varios dichos:

“En Barbastro dicen “nenes”,
en Peraltilla “¿qué fas?,
en Monzón dicen “te jibo”
y en La Almunia “ya estás”.
“Los calderos, de Naval,
los nenes, de Barbastro,
la maldad de Graus,
los embusteros de Campo”.
“Si quiés comer mamagastro (variedad de uva negra) véstene ta Balbastro”.
“Ye más fullera que piedra Balbastro”.
“Los de Barbastro miden la calle con pañuelo”.

Joaquín Costa recogió este otro:

“Abichóns los de Estadilla,
bozudos los de Fonz,
panaderos de Barbastro
y de Monzón rapazóns”.

Se acercan a la estación de autobuses y compran los billetes para Huesca. Hasta que sale el autobús se dan una vuelta por Barbastro.

Anuncios