3. Lárrede

Miguel Ángel Pérez con la mochila camino de Lárrede. Migalánchel Pérez con a muchila cam�n ta Larrede

Lárrede (del vascón Larre: prado) está a 870 metros de altitud. A los de este lugar les llaman “pulidos”, el aspecto monumental es impresionante.

Miguel Ángel Pérez junto a la impresionante iglesia mozárabe de San Pedro de Lárrede siglo X-XI. Migalánchel Pérez chunto ra impresionán ilesia mozarabe de San Pedro de Larrede, sieglos X-XI

La iglesia mozárabe de San Pedro de Lárrede -del siglo X-XI- puede ser considerada como el mejor ejemplar del conjunto serrablés: sala rectangular terminada en ábside semicircular y la torre independiente, conectada con la nave mediante una puerta en arco de herradura. Migalánchel Martín y Migalánchel Pérez se encuentran fascinados ante tanta belleza arquitectónica y empiezan a hacer fotos.

Vista del pueblo de Lárrede con el monte nevado. Ambiesta d´o lucar de Larrede con o mon niebato

Destaca en este pueblo la casa Isábal con su chimenea troncocónica típica y sus numerosas habitaciones. Además que dentro de la casa los suelos han estado construidos a base de cantos rodados.

Vista del conjunto arquitectónico del pueblo e Iglesia de Lárrede. Ambiesta d´o conchunto arquiteutonico de ro lucar e ilesia de Larrede

La tarde avanza y, ya casi a oscuras, los tocayos se apresuran a preguntar a un vecino si les dejarían dormir en el patio de casa, ya que empieza a notarse frío y sólo llevan sacos de dormir. Tienen suerte, pues les responde que sí; y además son tan espléndidos con ellos que les dejan cenar en la cocina de casa y duermen calientes en el salón, cuyo suelo es de cantos rodados decorados en hileras que hacen bonitos dibujos .

1-4-1983. Después de despedirsen de los dueños de la casa se disponen a echar el último vistazo a Lárrede. Se dan cuenta en la noche ha sido heladora, ha llovido y la punta de los montes de alrededor son llenas de nieve.

Vista del pueblo de Lárrede con el monte nevado. Ambiesta d´o lucar de Larrede con o mon niebato

Empiezan el camino y a poco más de 1 Km. se encuentran con la solitaria iglesia del siglo XI de San Juan de Busa –restaurada como las otras- por los “Amigos de Serrablo”. Posiblemente sea el único ejemplar de la comarca conservado en su estado original.

Anuncios