4. Claude de Teil-Dany. Laruns

Migalánchel Pérez junto a una impresionante casa de Pierrefitte (Francia). Migalánchel Pérez a ro canto d´un impresionán casal de Peirahita (Gascuña)

Por la tarde, con la grabadora, le preguntan en una mezcla de aragonés y francés a un hombre que aciertan a encontrar por las calles, si sabe algo de patois, (pronunciado patuá y/o patués)–denominación tradicional de la lengua autóctona de la comarca- , les responde en francés que no mucho, aún así les traduce algunas palabras que conoce, tet (tejado), pai (padre), gran pai (abuelo), gran mai (abuela), buc (bucardo), biero (cerveza), bus (vosotros), mainat (muchacho), palabra (paraula), nuet (noche); pero lo más interesante es que les canta en dicha lengua, la canción popular “Aqueros montagnos”, una historia de amor entre dos personas, una gascona y la otra aragonesa. La letra es la siguiente:

“Aqueros montagnos
Que tant haoutos soun,
M’empachian de veyre
Mas amours oun soun.
Se canto, que canto,
canto pas per you;
canto per ma migo
qu’es aluenh dé you!
Baissas-bous, montagnos,
Planos, haoussas-bous,
Per que posqui veyre
Mas amours oun soun.
Aqueros montagnos
Tan s’abacheran
Et mas amourettos
Se rapproucharan”.

Este joven tan dispuesto y tan amable se llama Claude de Teil (en patués: Claude de Jantoillh) y trabaja en Pierrefitte, (en patués Peirahita); no le pueden dejar marchar sin escuchar como despedida la última parte de una jota en aragonés cheso, cantada por Migalánchel Martín:

“Vos daré la despedida
d’aquí de lo foratón
pos s’está fendo de nuey
ya s’ha retirau lo sol”.

¡Qué guapos están! Migalánchel Mart�n y Migalánchel Pérez en el jard�n de la casa de Dany en Pierrefitte (Francia). ¡ Qué bian plandatos !.Migalánchel Mart�n y Migalánchel Pérez en o chard�n d´o casal de Dany en Peirahita (Gascuña)

A última hora de la tarde van a buscar a la oficina de turismo a la francesa, que se llama Dany, y se van con ella a su casa. Allí les reciben su hijo, de unos 4 años, y el marido Alain Vergez, que muy amable les comenta que viven allí aunque la casa no esté terminada, y les monta una tienda de campaña en el jardín para que estén más cómodos. Los Tocayos están gozosos de la amabilidad que han tenido con ellos. Cenan juntos y mantienen una muy agradable conversación sobre las lenguas y cultura en general. Esta noche duermen de maravilla.

Migalánchel Pérez con Dany en su casa de Pierrefitte (Francia). Migalánchel Pérez con Dany en Peirahita (Gascuña)

31-7-1983. Les invitan a desayunar, están un rato con ellos y la pareja les pide si pueden darles unas fotos que le han hecho a su hijo para los dueños del hostal de Santa María de la Peña: como el Zerrigüeltaire Migalánchel Pérez puede entregárselas a la vuelta, les dice que sí. Ante tan afable acogida, en la que Dany se atreve a cantar esa canción de los años 60 “Tous les garçons et les filles” de Françoise Hardy, (¡qué voz más dulce!), Migalánchel Martín les canta una jota de despedida en francés con letra imaginada en el momento y dedicada especialmente para ellos, y que es la siguiente:

“A la fin dissons adieu / a notres amis françaises / a la fin dissons adieu / avec une jolie jote / (merci beaucoup de tout coeur) (bis) / au revoir chers amis”.

Un rato después montan en el autobús con la intención de bajarse en Sallent de Gállego. Por el camino están tan contentos de cómo les están saliendo las cosas, que incluso rodeados de desconocidos viajeros franceses, Migalánchel Martín se anima a entonar, en un volumen moderado, su especialidad, una jota; los franceses le invitan a acercarse al micrófono del conductor y cantar para todos. Migalánchel Martín , ni corto ni perezoso, acepta dicha proposición, mientras Migalánchel Pérez prepara la grabadora. Migalánchel Martín emocionado, canta espléndidamente otra jota, terminando con la canción en aragonés cheso ”S’ha feito de nuey”, con toda su voz, y todo el autobús entero aplaudiendo a rabiar; ¡emocionante, impresionante!, no hay adjetivos suficientes para explicar estos momentos.

Iglesia de Laruns (Francia), al fondo Migalánchel Pérez. Ilesia de Laruns (Gascuña), enta ro fundo Migalánchel Pérez

El autobús hace una parada en el pueblo francés de Laruns, y aquí les invitan a una cerveza. La siguiente parada es en la frontera franco-española del Portalet, sólo para que algunos viajeros bajen del autobús y se queden –seguramente- para comprar cosas a mejor precio que en Francia.

Anuncios