1. Datos Chenerals

ECHO Y ZIRESA DEL 5 AL 7 DE SEPTIEMBRE DE 1983

L´oxeto prinzipal d´esti biaxe ye conozer en lo suyo puesto la fabla usada por los bezinos de la Billa d´Echo, lo Cheso, bariedá de l´aragonés d´esta zona de lo pirineo ozidental de la probinzia de Güesca; y asinasmismo l´arquiteutura tradizional, la suya cultura y las suyas chens.

5-9-1983. Salen de Zirigoza en autobús enta la billa d´Echo, situada en lo pirineo aragonés á 100 km. ta lo norgüeste de Güesca. I ban ilusionaus por bier la localidá, rilazioná-sen con los chesos y más que más, conozer la fabla d´ellos.

Echo ye á 800 metros d´altura, bi abindo de fundo la montaña grisa de Peñaforca, de 2.340 m. d´altura. La poblazión ibié rodiada d´agundán bexetazión: abetes, pins, fraxins, caxicos, buxos… y chopos ta lo costau de lo río Aragón Subordán (afluén de l´Aragón). Ye una billa de más de 1.000 pobladors que i biben de la madera, ganau, comerzio y agricultura.

Ha una arquiteutura popular impresionán, la pietra carabista, la tella de buro, plana, las suyas balconadas, y las polidas y manificas chamineras  troncoconicas, bellas de más de 200 añadas, fan d´Echo un puesto dirno de bisitar.

Vista general del pueblo de Echo. Bista cheneral de la Billa d´Echo

La bal d´Echo estié nazedero de lo reino d´Aragón. Empezipió estando lo Condau d’Aragón, enta lo 830, y diz que ye prebable que i nazese Alifonso I Lo Barallero, prinzipiando la Reconquiesta, plegando ta Zirigoza y más ta lo Sur y ocupando lo trono d’Aragón y Pamplona.  Veremundo Méndez, lo gran poeta cheso, ya lo diziba en una de las poesías suyas:

“En do estié lo gran palacio

del rey Alfonso primero,

allí s’ha feito la casa

Inazio de lo Ferrero”.

 

 
Casas del pueblo de Echo, en primer término el r�o Aragón Subordán. Casals de la Billa d´Echo, en primer plano lo Subordán

En Echo (de lo bascón Etxa: casa), crosidan puesto p´adormir y troban una cambra que logan en la carrera Mayor. Dixan l´equipaxe y dentran en materia, s´apasían y zenan en la tabierna “Subordán”. Aquí preban d´escuitar lo cheso, prexinando que á l´otro´l día podrán charrar mansamén. D´esti ratet en la tabierna en marchan goyosos de lo qu´han escuitau, i prauticando pro lo cheso y  l´aragonés; asinas qu´ixa nuey no aturan d´usar l’articulo cheso “lo”, en cuenta de lo castellano “el”.

Anuncios